Sandro el Gitano - Roberto Sánchez de niño

El día del disco roto. ¿Nace Sandro?

El día que se rompió el disco es un día histórico para la vida de Roberto Sánchez y hoy a 63 años de aquel día queremos revivirlo a modo de homenaje a nuestro Sandro el Gitano.

En un 9 de Julio día de la Independencia Argentina, pero hace 63 años atrás se daba un hecho histórico en la vida de Roberto Sánchez, él mismo muchas veces remarco que aquel día fue de vital importancia para descubrir lo que quería ser y hacer de su vida a partir de ese momento. Ingresa a este artículo para conocer los pormenores de aquel día histórico para nuestro querido Sandro el Gitano.

Con 10 años Roberto Sánchez pasaba horas imitando a la estrella de Rock Elvis Presley y cada vez que se organizaba un festival en el barrio el trataba de prenderse, ya para esa época Roberto Sánchez como muchos otros adolescentes y preadolescentes argentinos, fue irresistiblemente atraído por el Rock and Roll y sobre todo por Elvis Presley. Roberto Sánchez quien tenía mucha afinidad con las artes, la calle y la rebeldía, encontró en el Rock and Roll su espacio de liberación y para esa época ya era conocido como imitador de Elvis Presley por los compañeros de la escuela a la que el asistió un tiempo. La semilla de lo que eventualmente se convertiría en Sandro estaría próximo a germinar.

El día en el que se cae y se rompe el disco de pasta

Nuestra historia inicia un miércoles 9 de Julio de 1958, día de la Independencia de la República Argentina, en la Escuela Nº 3 República de Brasil barrio Valentín Alsina donde Roberto había hecho sus estudios primarios. En los turnos de la mañana y la tarde se estudiaba la primaria, pero además tenía un turno noche en el que se daban capacitaciones laborales destinado a los adolescentes. Fueron estos, los del turno noche los que organizaron un festival por el 9 de Julio. Los alumnos sabían que Roberto imitaba muy bien a Elvis Presley quien en ese momento era el furor de la época por lo que le ofrecen hacer un «sketch» donde se iba a bailar Rock and Roll para darle más ambiente juvenil a la fiesta ya que normalmente eran muy tradicionalistas.

Entonces para este evento preparan un número que era una parodia de una entrevista entre Blackie y Elvis Presley, donde uno de los amigos de la barra se disfrazó de mujer imitando a Blackie, una periodista que en aquella época entrevistaba a todos los cantantes y músicos que llegaban y Roberto se disfrazó de Elvis Presley para lo que se pintó las patillas con corcho (que se despintaba de a momentos), le puso gomina al jopo y la mamá de un amigo le presto un suéter que era de lo más extravagante. El sketch estaba armado para que entre Blackie, lo presente, hacían una serenata en inglés como si fuera una entrevista, Roberto «sanateaba» un poco en inglés, luego con la música sonando de fondo realizaba la fonomímica mientras detrás de él salían a bailar un grupo de pibas y muchachos.

En el salón «La Polonesa» de Valentín Alsina la primera canción de Elvis Presley, que era Jailhouse Rock, transcurre con normalidad. Roberto subió al escenario, dos o tres bailan rock and roll a su alrededor mientras hacia la fonomímica, todo salió perfecto. Llega el momento de Heartbreak Hotel la segunda canción de la noche, el DJ tiene que cambiar de disco, en aquella época se utilizaban discos de pasta de 78 revoluciones que eran gruesos, pesados y frágiles, entonces en el proceso el disco se le cae al DJ y se rompe. Quedaron todos paralizados, un silencio incomodo rondaba mientras Roberto (pareciera que allí nace el profesional o el artista que sabe que el show debe continuar) pensaba dentro suyo «Este es mi momento». Tomo coraje e impulsado por el espíritu del Rock and Roll bailo y canto solo, sin música ni nada, canto toda la canción a capela.

¿Nace Sandro?

Roberto se sabía la canción al dedillo lo que hizo que le saliera un fenómeno, fue un exitazo, se llevó los aplausos y la ovación del público asistente. Ese día fue la primera vez que se subió a un escenario y consiguió su primera ovación, que lo marcaría por el resto de su vida y así descubrió que ese era su camino porque lo ovacionaron fuerte y después en el baile consiguió bailar con todas las pibas más lindas, se dijo así mismo «Por acá está la cosa. No vamos a andar pensando mucho».

A Roberto siempre le gusto cantar, bailar, pero al ver la reacción del publico decidió que buscaría la manera de meterse en el mundo de la música. Fue entonces que se despertó su vocación por la música.

Sandro el Gitano - Elvis Presley - Blackie - Disco de pasta 78 revoluciones
Elvis Presley – Blackie – Disco de pasta 78 revoluciones

Increíble historia, ¿verdad? Era una persona muy despierta incluso a esa edad, descubrió su vocación y nunca abandonaría ese camino. Una persona fuera de seria sin lugar a dudas. Esperamos que hayas disfrutado de esta historia hecho homenaje a Roberto Sánchez. Danos tu opinión en los comentarios ¿Pensas que Sandro nació ese día?

2 opiniones en “El día del disco roto. ¿Nace Sandro?”

  1. Me encantó saber más de mi único ídolo musical, amo a Sandro. Gracias por estar dándonos siempre trozos de la vida de el más grande!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.